Momento para tres

  https://i0.wp.com/soydelmedio.net/v4/wp-content/uploads/2010/01/parto4.jpgEn muchos países del mundo, entre ellos Cuba, se celebra el segundo domingo de mayo El día de las Madres y a propósito de tal festividad le proponemos reflexionar acerca de ese instante inolvidable de traer una nueva vida al mundo, esa es la propuesta de nuestro reportaje de hoy.
¿Es usted de los hombres que piensa que parir,
o dar a luz -como le dicen en algunas naciones-, es un problema solo de
las mujeres? ¿Se atrevería a compartir con su esposa cada instante del
parto? Y usted, señora. ¿Aceptaría la presencia de su esposo también
como protagonista de un hecho crucial para el bebé y toda la familia? 

Bajar audio: Momento para tres

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Reflexiones. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Momento para tres

  1. María Eugenia dijo:

    QUERIDO AMIGO.hacía mucho tiempo que no pasaba por aqui, no solo por su blog sino que puede comprobar que por el mio tampoco, otros temas mas mundanos requieren el concurso de mis modestos esfuerzos, pero ya que estoy aqui quiero dejarle un saludo y ,como no, mi comentario sobre el tema.Mis dos ultimos hijos, tengo un "niño" mayor de 20 años nacido en cuba, han nacido aqui en España. Aqui afortunadamente tenemos esa opcion, de que los padres acompañen a las futuras madres, no solo en el momento del parto, sino tambien en todo el proceso del mismo y en caso de que el padre no pueda o no quiera estar presente en tales momentos, la futura mamá puede estar acompañada siempre por algun familiar o amigo que ella elija.En mi caso, mi esposo a pesar de provenir de una cultura donde todo lo relacionado con la sexualidad y sus consecuencias es considerado altamente innombrable para los hombres y por tanto cosas exclusivas de mujeres (mi marido es arabe, aunque no practicante del islam pero educado y criado en una cultura musulmana) pues me acompañó pacientemente en todo el proceso de los dos niños, incluso cortó el cordon umbilical de la niña que ha sido la ultima en nacer. Para el fue algo emocionante e increible y lo notaba yo en su cara como vivia todo el proceso y como estaba pendiente tanto de mi como del nacimiento, para mi fue algo emocinante y muy bonito ver como me ayudaba a la hora de pujar, me animaba y me acarisiaba hasta que nacio el bebe, tambien es reconstituyente y reconfortante que al nacer me haya dicho "buen trabajo cielo". Durante años y en muchos hospitales en Cuba se ha prohibido la asistencia de cualquier familiar dentro del paritorio o de la sala de dilatacion, cosa que tambien entiendo teniendo en cuenta la poca privacidad con la que contamos las mujeres en esta sala, me refiero a una sala donde hay unas 10 o 12 camas con medio metro de separacion entre ellas y donde mi marido, por ejemplo, no solo compartiria el nacimiento de su hijo sino el de los demás tambien, cosa que a mi me resultaria incomoda y embarazosa. Aunque a la hora del paritorio en el salon si que podrian dejarlos entrar, si es que no paren en la sala cosa que me paso a mí con mi primer niño en Cuba, que no tuve necesidad de ir al salon de parto por que lo pari alli ante la expectcion de las demás parturientas.En fin, creo que los padres deberian acompañar a las futuras madres en un momento tan emocionante como es el de ver nacer un hijo.Un abrazo y espero no perderme mas y hacerle una visita de vez en cuando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s