La Naturaleza dice tantas cosas, pero…

Diálogo familiar 

https://i1.wp.com/centros3.pntic.mec.es/cp.la.canal/agua/lluvia.gif– ¿Tú crees que llueva hoy?
– ¡Vaya usted a saber!
– Hay que ver la televisión o escuchar el estado del tiempo por la emisora Radio Ciudad del Mar.
– Oiga, si va a llover o no, eso no lo sabe ni el mismísimo Rubiera ni tampoco Gonzalo.
– ¡Y el cielo se está poniendo feo de verdad!
– Mira, ayer cuando venía entrando a Cienfuegos había un Sol que rajaba las piedras y al llegar al Prado, ¡tremendo aguacero!
  Eso es por la acción de El Niño o La Niña, no sé bien.
– ¿Qué Niño o Niña ni que ocho cuartos? No te has dado cuenta, mujer, el tiempo está loco de remate.
– ¿Y acaso no seremos nosotros los culpables de que esté así?

                                                                 *******

 “Cada hecho de este carácter debe servir para educar a nuestro pueblo
sobre las consecuencias del cambio de clima y el desequilibrio ecológico,
entre los muchos problemas que enfrenta la humanidad”.
                                                    Reflexiones del compañero Fidel: El tercer huracán
                                                    Noviembre 7 de 2008
                                                              ********
 

Hace no tantos años cuando alguien hablaba de Ecología y Medio Ambiente se le tachaba de radical o tremendista. 
Ahora la Ecología ambiental es un tema que empieza a preocupar a todo el mundo ya que el cambio climático es una realidad que afecta a todos.
Los alimentos ecológicos no son una moda sino otro claro ejemplo, como las energías renovables, de que hay soluciones factibles para la ecología humana y la ambiental.
También que nuestra forma de integrarnos en este ecosistema, la Tierra, sea armónica.
El mundo pinta naturalezas muertas, sucumben los bosques naturales, se derriten los polos, el aire se hace irrespirable y el agua intomable.
Se plastifican las flores y la comida, y el cielo y la tierra se vuelven locos de remate.
La naturaleza tiene mucho e importantes cosas que decir, y ya va siendo hora de que nosotros, sus hijos, no sigamos haciéndonos los sordos.

En Cuba existe la Ley Número 81 sobre el  Medio Ambiente, que tiene como objeto establecer los principios que rigen la política ambiental y las normas básicas para regular la gestión ambiental del Estado.Así como las acciones de los ciudadanos y la sociedad en general, a fin de proteger el Medio Ambiente y contribuir a alcanzar los objetivos del desarrollo sostenible del país.
Pero, desdichadamente, aunque  no en todos los casos,  nuestra población conoce lo que regula, estipula y establece la referida ley. Tampoco exigimos su aplicación.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Reflexiones. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s