SOS… ACCIDENTES


La
señal de socorro más utilizada internacionalmente desde los albores del siglo
XX S O S-,
encabeza estas notas dirigidas a colocar en plano de atención que los
accidentes figuran como la principal causa de muerte de uno a 19 años de edad,
y es una de las más importantes en los primeros 12 meses de vida.

Un
interesante artículo del periodista José A. de la Osa del diario Granma, nos dice
que por ello, la probabilidad de que en Cuba muera un niño sano es consecuencia
de este verdadero flagelo de nuestro tiempo y agrega que los accidentes ocupan
también el quinto lugar como causa de fallecimiento en todas las edades, solo
superados por las enfermedades del corazón, las cerebrovasculares, los tumores
malignos y la influenza y neumonía.

Datos
preliminares de Salud Pública indican que, en los primeros nueve meses del pasado
año, se registraron casi 200 fallecidos por accidentes, cada 33 horas se perdió
la vida de un menor de 20 años, mientras que en el primer año de vida el mayor
peligro de accidentes reside en la cama familiar (cuando los niños duermen con
los padres corren el peligro de ser aplastados o asfixiados por ellos); la
obstrucción de las vías aéreas por llevarse a la boca semillas, monedas, un
alfiler, un collar; aspiración de alimentos cuando no se les acuesta de lado
después de tomar la leche, y por caídas desde alturas.

Los
esfuerzos para la prevención de los accidentes, rebasan en mucho al sector de
la salud y demandan, en cuanto a niños y adolescentes se refiere, la máxima
responsabilidad familiar. Es criterio compartido que los accidentes "ni
son tan inevitables ni tan accidentales".

El
equipo de salud y los medios de difusión en sistemáticas campañas, desempeñan
un papel fundamental en la prevención de los accidentes, para que la educación
familiar y social se convierta en una efectiva "vacuna" contra este
flagelo que continúa segando vidas en este siglo XXI, conscientes de que
prevenir es la mejor manera de evitar el mal para nuestros hijos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Reflexiones. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s