Los calambres en el deporte

Un calambre es síntoma neuromuscular, que consiste en una contracción involuntaria, dolorosa y transitoria de un músculo o un grupo de músculos.                             

Siendo el deporte y la actividad física una realidad que ya forma parte de la vida cotidiana del hombre moderno, la posibilidad de padecer este tipo de incidentes es cada vez más frecuente.                             

La ocurrencia de los calambres es de aproximadamente un 37 por ciento, sobre todo en personas mayores. Las localizaciones más frecuentes son los miembros inferiores: gemelos, pies y muslos, en ese orden decreciente de ocurrencia.                                                                                            

En el deportista, los calambres suceden tras un esfuerzo intenso, durante sesiones de entrenamiento o competencia excesivas. Generalmente se asocian a una técnica deficiente y a un precalentamiento insuficiente.

Muchos incidentes dependen de las condiciones propias de cada disciplina deportiva. En el caso del calambre del nadador, por ejemplo, está muchas veces vinculado a la temperatura del agua, en especial si es muy fría.                                                                                           

Los calambres son también frecuentes en los ciclistas y otros deportistas que practican excesivamente todo tipo de esfuerzos a horarios no adecuados y en una atmósfera caliente y húmeda.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Deporte y salud. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s